Un nuevo orden

Aprende a ordenar (y tirar) según el método Marie Kondo

La japonesa Marie Kondo se ha convertido en la nueva gurú del orden en casa. Su sistema es radical: revisa todo lo que tienes por categorías y deshazte de todo lo que no te hace felíz. ¡Su método funciona!

Al desprendernos de todas esas cosas que ya no utilizamos lograremos no sólo tener más espacio, también, que el ambiente sea más armónico. Empieza con estos sencillos pasos:

Stop Acumulación. No eres lo que tienes 

Si has realizado una mudanza, habrás visto con claridad todos los objetos que posees, habrás recordado cómo han formado parte de tu vida y experimentado lo difícil que puede ser soltar algunos de ellos. Esa tendencia al síndrome de Diógenes que a veces nos invade es uno de los principales adversarios del orden: "A nivel de sociedad, y haciendo un símil con el cuerpo humano, hemos perdido el aparato excretor: no tenemos conciencia de deshacernos de algo que no nos hace falta.

Las emociones nos hacen retener objetos y bloqueamos un ciclo, pero siempre llega un momento en el que pierden su significado, y es entonces cuando tenemos que tirarlos", según el  feng shui,  y sugiero además  algunos modelos de comportamiento que indico a mis clientes, por ejemplo en un trastero, "hay que tener objetos de ciclo largo (esquís o tiendas de campaña), pero las cosas que están en él olvidadas tienen que salir de ahí, porque la energía cae en picado". Si te cuesta particularmente separarte de una de tus posesiones, aconsejo "sacarles una foto para mantener los recuerdos que evoca el objeto sin quitarnos espacio".

Marie Kondo

Mejor ordenar toda la casa

El secreto del éxito del método llamado Kondo Mari es empezar a organizar tirando todo aquello que acumulas, pero que no necesitas ni te hace feliz. Marie apuesta por organizar toda la casa a la vz para que el cambio de mentalidad sea más efectivo. Porque el problema no suele ser que falte espacio de almacenaje, sino que acumulamos demasiadas cosas. Organizar consiste en decidir si tirara o no un objeto y dónde guardarlo.

"La organización empieza por la eliminación".

Sin miedo a tirar lo que no te pones.

Ordenar la ropa es el primer paso. La propuesta es rotunda: quédate solo con lo que usas y te queda bien.

Pon encima de la cama la ropa (absolutamente toda) y los complementos. Haz montones por categorías (camisas con camisas y así con todo).

Lo de otra temporada es lo primero que debes de cribar. Sigue con la ropa de la temporada en curso y después, con los complementos. Cuando la guardes, no separes por temporadas. Para Marie es mejor tener todo a mano. Si no te cabe todo junto, destina una cómoda para lo de otra temporada: se mantiene mejor que en cajas.

Empieza siempre por los armarios roperos.

Kondo insiste en que la organización siempre debes ser por categorías: si comienzas por ordenar la ropa debes vaciar todos los muebles en los que guardas prendas y examinarla en conjunto. Así ves su volumen real y descubres si tienes piezas "olvidadas".

PRIMERO, LA ROPA. Según explica Marie Kondo, es lo que resulta más fácil de "desechar". Después ya llegará el momento de libros, papeles, objetos varios y, por último, los elementos sentimentales (fotos, recuerdos, etc), lo más complicado.

¿LO TIRO O NO LO TIRO? Recomienda coger los objetos uno a uno con las manos. Solo así podrás saber si los quieres o no. Piensa en si te hace feliz, en su uso...y si decides no quedártelo déjalo ir con gratitud (por los buenos momentos compartidos). Así parece más sencillo.

Elige bien el momento para poner orden

¿CUANDO? Ponte a ordenar a primera hora de la mañana: es el mejor momento del día porque la mente está más despejada.

¿DONDE? En un espacio tranquilo, si puede ser sin música o, como mucho, con música ambiental.

¿CON QUIEN? Sola, así evitas que influyan en tus decisiones o quieran quedarse algo de lo que tiras.

¿EN QUÉ ORDEN? Primero ocúpate de eliminar tus cosas y luego pasa a organizar todos los objetos de las zonas comunes. Así estarás mucho más "entrenada"

Busca un lugar para cada cosa y cambia tu vida.

Cada tipo de objeto solo debe guardarse en un sitio. Por ejemplo, todas las camisetas en un cajón concreto.

HAZ EL CLIC. A medida que reduces posesiones llega un momento en que logras la cantidad de objetos correcta para ti. Tus sentimientos te sirven de criterio y "alcanzar el orden".

LA MAGIA DEL ORDEN. Muchos, tras ordenar, descubren qué quieren hacer realmente con su vida. En serio, lo he visto un montón de veces con mis propios ojos.

UNA LIBERACIÓN. Organizar "desintoxica", restaura el equilibrio entre las personas, sus posesiones y su hogar.

Deja para el final lo que tenga un valor sentimental.

Fotos, objetos de los hijos, regalos, recuerdos, cartas de amor...Los objetos de valor sentimental son los más complicados de tirar Haz como con el resto: júntalos todos en el mismo sitio.

NO LOS "EXILIES". Mucha gente comete el error de llevarlos a casa de los padres. Eso solo sirve para olvidarlos allí. Pero según Marie, solo debes quedarte con aquellos que te "toquen el corazón". Puedes empezar con las fotos.

¿COMO DECIDIRSE? De nuevo, debes coger los objetos uno a uno Si consiguen despertar en ti fuertes sentimientos guárdalos. Si solo los conservas, pero nunca los usas, déjalos ir.

Libros y papeles

SOLO 30 LIBROS. Organízalos después de la ropa. Quédate solo los que realmente "amas". Marie Kondo procura no tener más de 30 libros a la vez; para ella, cada obra tiene su momento.

POCOS PAPELES. Ten solo los papeles y documentos estrictamente necesarios y que estén vigentes. Guárdalos todos en el mismo sitio dentro de sencillos portafolios o archivadores.

OBJETOS VARIOS. Es lo que en japonés se llama komono e incluye CD, aparatos, maquillaje, papelería, costura...Reúnelos por si tienes duplicados, tira lo que no uses y guarda todo junto.

Fuente: Casas de campo nº 140

También te puede interesar el artículo Orden en casa: la carga emocional del desorden.

Gema Ruz de Centro Reiki-do , tu centro reiki  en Granada, Reiki en Almería, Ayurveda en Granada, Ayurveda en Almería y crecimiento personal en Almería.